Momentos perdidos -Xero 272

Ahora que todo ya acabó,de nada sirven mis palabras.
Ahora que todo termino, dejé guardad la esperanza.
Y es que quizás es lo mejor cerrar las puertas a mi espalda.
Huir sincero y sin temor, de todo lo que sepa a ti.

En el armario de mi alma dejé un pasado que me ata,
que no me deja respirar, que atormenta mi pensar.
Y que es difícil ignorar, echarle llave a nuestras cartas.
Si miro atrás puedo observar, que todo lo que quedan son.

Momentos perdidos, recuerdos dormidos,
palabras que quedarán.
Promesas desechas, heridas abiertas.
Ahora ya es tarde para regresar.

Ésta es mi última carta, no es más que una despedida.
No llores cuando te lo digan, recuérdeme como solías.
Tómame fuerte de la mano y nunca me dejes ir.
Siento la brisa en mi mejilla, siento tu rostro junto a mí.

Ahora que te echo de menos, siento no haber estado ahí.
Por culpa de mi indiferencia, por no poderte hacer feliz.
En estas últimas palabras solo te quiero decir
que cuando no estuve a tu lado, solo pensaba en ti.

Momentos perdidos, recuerdos dormidos,
palabras que quedarán.
Promesas desechas, heridas abiertas.
Ahora ya es tarde para regresar.

Por culpa de mi indiferencia, por no poderte hacer feliz.
Por culpa de mi indiferencia, por no poderte hacer feliz.
Por culpa de mi indiferencia, por no poderte hacer feliz.
Por culpa de mi indiferencia, por no poderte hacer feliz.

Momentos perdidos -Xero 272